Seguir a Hugo Páez

jueves, 26 de febrero de 2015

Margarita Zavala arriba de Videgaray, Osorio y Madero

Hugo Páez
   
¿Está el país preparado para ser gobernado por una mujer..?
Según la última encuesta de la Secretaría de Gobernación, Margarita Zavala Gómez del Campo supera en preferencias electorales a los hombres más visibles del gabinete de Enrique Peña Nieto: Luis Videgaray Caso y Miguel Ángel Osorio Chong, inclusive al líder de su partido Gustavo Madero Muñoz.
No deja de ser una instantánea, pero las posiciones en cualquier carrera son indicadores de lo posible, de lo probable y de lo imposible. Levantó la mano y está de lleno en la sucesión, para tales efectos, Margarita tendrá un evento con mujeres el 7 de marzo en el World Trade Center de la Ciudad de México, una especie de lanzamiento de sus aspiraciones presidenciales, después del “no me descarto” del lunes pasado, coincidente con la frase: “La tercera es la vencida” de Andrés Manuel López Obrador.
Pero Miguel Ángel Osorio y Luis Videgaray desde sus posiciones tienen ventajas y desventajas. Lo negativo es el desgaste del ejercicio en el poder, lo positivo es la enorme exposición en medios de comunicación al construirse como las columnas más sólidas del gobierno federal.
En la cultura priista juega a favor o en contra la decisión presidencial, no hay autonomía de gestión en el proyecto personal, inconcebible un Felipe Calderón candidato, frente a Vicente Fox presidente, o una Josefina Vázquez Mota arrollando al candidato oficial Ernesto Cordero Arroyo.
Algunos sectores del PRI ven cuesta arriba la reconstrucción de la confianza en la imagen del Secretario de Hacienda, a partir de la publicación de su casa en Malinalco, financiada por el contratista Juan Armando Hinojosa Cantú, propietario del grupo Higa.
Por si fuera poco, en el mea culpa de ayer, César Camacho Quiroz, presidente del PRI, reconoció la crisis de confianza y el hartazgo social por la corrupción e impunidad en la función pública.
Mediante el Sistema Nacional Anticorrupción el gobierno de Enrique Peña Nieto busca reconstruir esa confianza perdida por los señalamientos de conflicto de intereses en la compra venta de casas operadas por Hinojosa Cantú, una piedra filosofal que convertiría el cobre en oro. La prioridad es tal que Manlio Fabio Beltrones cedió lo necesario en la Cámara de Diputados para convencer a sus adversarios Ricardo Anaya Cortés del PAN y Miguel Alonso Raya del PRD, para destrabar la Ley Anticorrupción.
El futuro no es lo que era, parafraseando a Francis Fukuyama, las agendas se aceleran día a día, el 2018 se acercó a medida que los ciudadanos presenciaron la vulnerabilidad del Ejecutivo por la información de las casas, por la caída en los precios del petróleo, por la incapacidad para dar respuesta en tiempo y forma a la casos de Ayotzinapa y Tlatlaya, y por el regreso sin gloria del Comisionado Alfredo Castillo de Michoacán.
Gustavo Madero tendrá que enfrentar a Margarita Zavala. El líder del PAN cierra el paso a todo lo que huela a calderonismo, una estrategia inversamente proporcional a como le fue aplicada en la recta final del sexenio pasado, pero no tiene el músculo para mantener todo bajo control.
Cuatro senadores afines a Ernesto Cordero Arroyo juegan gubernaturas en Baja California Sur, Michoacán, Querétaro y San Luis Potosí, de resultar alguna victoria, será una derrota para Gustavo Madero, que tiene sus esperanzas puestas en Sonora, y con mayor duda en Nuevo León, sin un candidato afín y donde verá la fuerza monolítica del PRI - Gobierno.
Por el proceder de Madero, los números de Margarita no contarán en la elección interna. Ya probó los golpes en las plurinominales del Consejo Permanente del PAN. Bloquearle el paso a la Cámara de Diputados es apenas medicina preventiva en la guerra política por la coordinación parlamentaria del PAN. Lo mismo pasará en la selección de la candidatura presidencial.
Gustavo Madero quiere ganar, pero antes de verla victoriosa, hará lo imposible por cerrarle el paso, aun cuando reedite una segunda caída de Acción Nacional.
No hubo reconstrucción, no hubo operación cicatriz, y no hubo enseñanza. La historia del canibalismo panista en el 2012 contra Josefina Vázquez Mota podría repetirse, aun cuando en Gobernación tengan datos que indican el rumbo correcto.
   
Blog: http://hugorenepaez.blogspot.com/
twiiter: @hugopaez correo: hugopaez@prodigy.net.mx

www.hugopaez.com